Skip navigation

Tag Archives: zunehd

Aprovecho ahora que Microsoft ha decidido terminar con el hardware del Zune HD para hablar de él. Lo tengo desde hace más de un año y medio y no podría estar más contento con él. Cierto que no es perfecto, como explicaré más adelante, pero es un gran reproductor multimedia.

Las especificaciones técnicas las podéis encontrar en cualquier parte, sólo voy a hacer hincapié en que fue de los pocos dispositivos con el chip Nvidia

Zune HD

Tegra original. El exterior es metálico, muy agradable al tacto y poco resbaladizo, con la zona inferior de plástico (supongo que donde está la antena Wifi) Es bastante pequeño, tanto por la pantalla de 3’3 pulgadas como por no tener casi marco excepto abajo. La pantalla, aunque de poca resolución es muy vistosa y la respuesta táctil es muy buena (siempre ayudada por el software). Sólo tiene tres botones: encendido/apagado, lateral y frontal. El lateral abre el control del reproductor de música (subir/bajar volumen, pausar/reproducir, siguiente/anterior canción) en cualquier parte del sistema sobre la aplicación que estemos usando y sobre el salvapantallas cuando está bloqueado. Aunque sería más cómodo unos botones de volumen dedicados, también hace que pasar canción sea más fácil. El botón frontal es como un botón “Home”. Sólo tiene dos puertos: el de carga/sincronización (de Microsoft) y el jack de 3’5.  Tiene Wifi, pero no bluetooth, algo que he echado de menos en más de una ocasión.

En cuanto al software es simplemente fantástico. Todo es fluido, rápido e intuitivo. Se maneja con pocos gestos fáciles de aprender y es muy visual. Es en los Zunes en donde Microsoft empezó a desarrollar Metro, la interfaz de Windows Phone y que será una capa de Windows 8.  Sin embargo el sistema operativo no es tan completo como el de los Windows Phone, tanto por las propias capacidades como por las aplicaciones. Como Microsoft no abrió nunca el kit de desarrollo, fue la propia empresa quien hizo las aplicaciones, ya sea directamente o a través de un estudio. Ahora mismo la selección de aplicaciones no está mal, pero tampoco es maravillosa ni por supuesto es comparable a AppStore de Apple. Se defiende con un cliente de correo, editor de notas, calendario, messenger, alarma, calculadora, facebook, twitter, tiempo, lector de e-books, y algunos juegos, de los cuales los hay bastante buenos. Las aplicaciones son pocas pero están bastante cuidadas y son muy atractivas visualmente.

La sincronización es, para mí, uno de los puntos flojos. Debe hacerse con el Zune Software, un programa para Windows que aunque esté razonablemente bien, es el único modo de añadir contenido. Como el cualquier software de sincronización tiene su parte buena (todo ordenado, la música con sus carátulas y año y demás) pero tiene la desventaja de tener que usar Windows para pasar cualquier cosa.

Es inevitable hacer la comparación con el iPod Touch, así que la haré pero brevemente; el iPod Touch tiene más aplicaciones y una pantalla mejor y más grande y más conectividad y tiene cámaras. Es también más caro, más grande y más pesado. Además no hay una versión de 16gb (supongo que para que no haga competencia al iPod Nano). Si tuviera que elegir uno de los dos (cosa que tuve que hacer) hoy en día elegiría el iPod Touch, pero hace un año el Zune HD (que ya tiene casi dos años), aunque lo que haría hoy sería probablemente usar mi Nexus One como reproductor de música y dejar de llevar un aparato más encima.

En conclusión, el Zune HD fue un reproductor multimedia realmente bueno. Ahora mismo ya no da la talla contra el iPod Touch de Apple, pero en su momento era un rival digno. Es intuitivo, rápido y manejable, con un tacto increíble y con mucha personalidad. Que lástima las decisiones que ha tomado Microsoft con respecto a él tanto en el pasado (sólo se vendía en EEUU y Canadá) como ahora que han decido no sólo dejar de fabricarlo, que era lógico, sino no hacer un sucesor. Parece que el marchito mundo de los reproductores multimedia pertenecerá siempre a Apple.

Anuncios