Skip navigation

Tag Archives: android

Cada vez estoy más convencido de que el N9 es uno de esos teléfonos que son tan especiales que salen cada muchísimo tiempo. Su forma, sus materiales, su diseño, su sistema operativo, la idea que hay detrás de él es tan única que pasará mucho hasta que algo similar vuelva a ocurrir.

Por cierto, en esta última conferencia de Nokia ha aparecido un N9 blanco que lleva una nueva versión de Meego, por lo que tal vez (y sólo tal vez) tenga algo de soporte en un futuro. Tengo un Nexus One (que salió al mercado hace menos de dos años) que es probable que no se actualice a Android 4.0 así que el soporte de Google para sus propios teléfonos no es especialmente bueno.

Mi desencanto por Android y los Nexus me ha hecho plantearme seriamente adquirir un N9 en lugares como estos o estos (o estos). Lo único que me frena es el miedo a no tener alguna aplicación que en cierto momento me resulte fundamental. Por lo demás, tendría una pantalla algo mejor, una cámara mucho mejor y un sistema operativo natural y eficaz.

Por ahora aun tengo que esperar a que mi contrato de permanencia termine para decidirme por algo, así que toca esperar.

Hace ya un año me compré el Nexus One de Vodafone. Como pequeña introducción diré que es un smartphone de Google fabricado por HTC con Android. La gama Nexus son los teléfonos mantenidos por Google, por lo que reciben las actualizaciones de Android antes que los demás y sin ninguna personalización.

Nexus One

El terminal en sí es una maravilla de estética de nuevas tecnologías; está diseñado para ser agradable al tacto. Los bordes son redondeados, es fácil de agarrar y la textura es muy atractiva, a diferencia del iPhone 4 que da la sensación de ser un objeto precioso que hay que tratar con cuidado y que es la mano la que se tiene que adaptar al móvil, tener el Nexus en la mano es natural, es él el que se adapta a ti. El segundo micrófono con cancelación de ruido en las llamadas funciona realmente bien. El resto del hardware está bien, excepto dos puntos: la cámara de fotos es muy mejorable y el panel táctil (que no la pantalla) es poco preciso.

En cuanto al software es simplemente Android puro y esa es una de las ventajas más evidentes, además tenerlo actualizado siempre a la última versión (aunque para ello haya tenido que “americanizar” mi Nexus ya que Vodafone o Google tardaron muchísimo en traer la 2.3.4 a España). Tener un Nexus es asegurarse de que, al menos durante un tiempo más o menos prolongado, tu teléfono va a tener soporte, cosa que no se puede decir de ninguna marca.

Es en definitiva un muy buen teléfono y el software va acorde, que creo que es el punto más importante de un smartphone. Por supuesto hay modelos superiores (tuve la oportunidad de comprar un Samsung Galaxy S en la misma época que me compré el Nexus) pero la seguridad del mantenimiento es una prioridad para mí. Si mi siguiente móvil es Android, seguro que volverá a ser un Nexus. Aquí dejo uno de la serie de vídeos que hizo Google para el Nexus que me gustan mucho.